Itea

El puerto de Itea era la puerta al mar más cercana a la antigua Delfos y a su famoso Oráculo, consagrado al dios Apolo.